Las precipitaciones fueron escandalosas

foto portada.jpg El balance global de esas fuertes precipitaciones se saldó con la pérdida de siete vidas humanas (cuatro en Tarragona, tres en Murcia y un desaparecido), así como importantes daños materiales. Se registraron desbordamientos de ríos, cortes de carretera y líneas de ferrocarril y se llevaron a cabo numerosas evacuaciones preventivas en todas las regiones afectadas.

Las precipitaciones fueron escandalosas, pero a los datos les falta una pieza importante: saber cuánto se recogió en el epicentro del episodio.

Antes, un poco de resumen de los tres dias.
La situación: El día 21 de madrugada empieza a penetrar una vaguada por el Norte de Galicia, vaguada que sobre el mediodía se estrechaba y bajaba patinando por Portugal y de la que se adivinaba una pinta de severidad importante. En el Priorat, Baix Camp comienza a llover de forma torrencial y en el radar vemos la forma de abanico de las precipitaciones, síntoma de severidad y de autoregeneración constante en la punta del abanico. Este tipo de situación, casi cortada a cuchillo, puede ser provocada por la separación del sector húmedo y el sector seco en capas medias y altas. En la zona húmeda la inestabilidad se dispara profundamente, mientras que en la seca no hay condiciones favorables.

El día 22 de octubre, plato fuerte, siguió lloviendo con fuerza, siguiendo acumulando cantidades tremendas de precipitación. La vaguada que se había profundizado y que patinaba por Portugal hacia el sur, se estranguló la madrugada del 22 formando una bolsa fría de -20ºC centrada en el estrecho de Gibraltar. Ya teníamos la típica y peligrosa gota fría en marcha. La bolsa fría esa madrugada enviaba vientos del SE a 500 hPa. A 850hPa entraba también un buen flujo de SE, en cambio en superficie entraba más del ESE o E, vientos que los aportaba un anticiclón en centro de Europa, anticiclón clave siempre en las grandes inundaciones mediterráneas: si no te acaba metiendo una cuña, el anticiclón ofrece un gran aporte de humedad y suelen impulsar vientos de gran recorrido por todo el Mediterráneo

El viento fue fuerte de levante los tres días, con temporal marítimo destacable en el levante español y en Catalunya. Quizá ese fuerte viento explica que las precipitaciones más importantes se produjeran en el prelitoral, ya que es allí donde retiene las nubes y el efecto palanca es muy importante

Mientras iba avanzando el día, esa DANA ya se refleja en superficie, donde forma una borrasca. Entre esa borrasca en el estrecho y el anticiclón en centroeuropa ya teníamos dos motores bombeando viento de levante, dejando un claro pasillo de vientos del E. Para la fachada mediterránea, el episodio torrencial estaba cantado: sólo hacía falta saber hasta dónde llegarían los registros.

La situación en las comarcas del Ebro en Tarragona fue normalizándose a lo largo del día de ayer, después de pasar una noche crítica en la que se temía el desbordamiento del río, que ha recibido en dos días la misma cantidad de agua que en los últimos 10 meses, el 83% de lo que recibe en un año. Mientras, en Alcora (Castellón), las fuertes lluvias provocaron la rotura y el desbordamiento de la presa de María Cristina.

El río Ebro registraba un nivel altísimo de caudal, ya que alcanzó los 6,5 metros, cuando su capacidad máxima es de 6,7 metros, es decir, a 20 centímetros del desbordamiento.

El embalse de Riba-roja liberaba desde poco después de las 10.00 horas 600 metros cúbicos de agua por segundo, lejos de los 2.000 y 2.200 metros cúbicos que se dejaron ir durante la noche del lunes y que provocaron el espectacular aumento del caudal del río. A media tarde, según la Confederación Hidrográfica del Ebro, las compuertas dejaron paso a 555 metros cúbicos de agua por segundo.

Este suceso trajo una dura polémica
Miravet fue el único núcleo urbano que quedó anegado por el agua del Ebro. A las 2.00 horas del martes el agua llegó a las calles de la población. El alcalde de Miravet, Joaquim Marçal, criticó ayer la poca capacidad de previsión de las eléctricas que controlan el embalse. «Es incomprensible que dejaran que la presa llegara al 98% de su capacidad. Estamos en manos de los intereses de las eléctricas», aseguró. La subida del caudal del río también afectó a las localidades de Tivenys, Xerta y Benifallet.

En la zona catalana de la ribera del Ebro fueron evacuadas más de 400 personas y se suspendieron todas las clases en los centros de primaria y secundaria de las comarcas del Baix Ebre, Montsià y Terra Alta. En la Comunidad Valenciana, las universidades Cardenal Herrera Oria de Moncada, Politécnica de Valencia y Miguel Hernández de Elche decidieron suspender las clases, al igual que la de Alicante. Las direcciones territoriales de la Conselleria de Cultura y Educación en Valencia y Castellón suspendieron cautelarmente las clases de primaria y secundaria en sus respectivas provincias. En total, unos 350.000 alumnos se han visto afectados por las inundaciones.

La jornada fue especialmente tensa en las localidades castellonenses de Almassòra, Alcora y Vila-real. El desbordamiento del embalse de María Cristina obligó a desalojar a los vecinos del Grao de Almassòra y de buena parte de Vila-real, lo que generó una lógica alarma entre la población. Ayer por la tarde salía un volumen de 700 metros cúbicos de agua, aunque no existen riesgos porque la rambla de alrededor tiene una capacidad de 2.000 metros cúbicos, según fuentes del Centro de Coordinación de Emergencias de La Eliana.

En la provincia de Valencia, las lluvias amenazaron con desbordar el río Palancia, y mantuvieron expectante a la población. Dos urbanizaciones residenciales de Sagunto tuvieron que ser desalojadas, y lo mismo ocurrió con buena parte de los vecinos de los barrios de San José y Los Metales, en el Puerto de Sagunto.

Algunos ayuntamientos podían calcular ayer aproximadamente los daños sufridos en infraestructuras. Masdenverge calcula las pérdidas por este concepto en en 2.500 millones de pesetas y Godall en 500, a pesar de que falta por cuantificar las pérdidas agrícolas a causa de la imposibilidad de acceder a muchas fincas y valorar los daños.

Los alcaldes del Priorat y la Terra Alta se reunieron ayer con representantes de la Generalitat para pedir compensaciones económicas y medidas que les permitan superar las pérdidas. De esa reunión nació el compromiso de la Generalitat de adelantar cinco millones de pesetas a los ayuntamientos más afectados de la comarca de la Terra Alta.

El primer balance efectuado por UP apunta a que la recolección de aceituna, que ya se preveía baja este año, quedará por debajo del 8% en zonas como el Baix Ebre y el Montsià, donde también peligra la vida de los árboles por la pérdida de tierra. En el Priorat, la Ribera d’Ebre y Terra Alta muchas de las viñas fueron arrancadas por el agua.

La capital del Montsià, Amposta, quiere la declaración de zona catastrófica, una valoración en la que coincide Unió de Pagesos. Según los datos del sindicato, la comarca más afectada ha sido el Montsià, con una superficie afectada del 80%, seguida del Priorat, con el 75% de terreno y la Terra Alta con el 70%.

EN UN SOLO DIA SE LLENÓ EL PANTANO DE ULLDECONA, como dato curioso y que llevó muchos quebraderos de cabeza, porque le entraba más de lo que podía evacuar.
Precipitación acumulada durante ese episodio:

Valencia: Llombay 647 mm, l’Eliana 591 mm, Godelleta 527 mm, Bunyol 505 mm

Castellón: Fredes 594 mm, La Pobla de Benifassar 557 mm, Morella 516 mm, Catí 516 mm

Teruel: Vall-de-roures 337 mm, Beseit ?

Tarragona: Mas de Barberans 468 mm, Horta de Sant Joan 394 mm, El Lloar 320 mm, La Sénia 318 mm, Falset 270 mm, Bellmeunt del Priorat 270 mm, Cabacés 207 mm, Alforja 200 mm, La Vilella Baixa 163 mm, Les Borges del Camp 162 mm, Montbrió 155 mm, Porrera 132 mm, Prades 120 mm, El Vilosell 111 mm

Como vemos las precipitaciones fueron muy importantes, se comenta que en el 1953 y el 1903 hubieron episodios similares en la misma zona dels Ports, pero aún nos quedaba por descubrir el plato fuerte: saber cual fue el epicentro.

Vemos como localidades fronterizas con la provincia de Tarragona como Fredes con 594 mm y cercana al Montcaro o Beseit donde no se pudo calcular la precipitación, pero cayó muchísima , cercana y fronteriza con Tarragona y cercana al Montcaro o Mas de Barberans a las faldas del Montcaro 468 mm (vertiente ESE) y viendo la enorme crecida, donde ríos como el Ulldemó y Matarraña, el Pena o el Sénia bajaron con caudales de entre 600 m3/s y 1200 m3/s. Nos podíamos pensar que el epicentro se situó en el valle situado al WNW del Montcaro. En este mapa vemos como en esa vertiente nacen todos los ríos comentados menos el Sénia, que nace un poco más abajo y que lo dibujamos con linea y recuadro azul; en círculo blanco situamos Fredes, Beseit y Mas de Barberans y en circulo rojo lo que fue el epicentro, en una zona denominada Pous de Neu.

mata.gif

La teoría es factible, pero sin datos registrados no sirve para confirmarlo. La sorpresa fue hace poco cuando supe que allí había un pluviómetro y que tenían datos desde 1999, datos llevados y analizados por el Sr. Juan Coll y Sr. Eleuterio Aixendri, donde en el mismo restaurante de esa zona llamado también Pous de Neu, exponen los datos y gráficas de sus observaciones. Fijándonos en sus observaciones desde 1999 vemos que el octubre del 2000 en la zona de Pous de Neu (cota 1070), situado en el valle de la ladera WNW del Montcaro y donde existe el Refugio del Caro, dos restaurantes y algunos chalets se recogieron 895 mm!!

Ese era el epicentro: 895 mm ese octubre en Pous de Neu. Como no pude acceder a los registros diarios y sabiendo de antemano dos cosas: que antes del episodio habían renunciado a la temporada de riego de canales por falta de agua, ya que se venia de una sequía, y segunda, que en Morella, que ese octubre cayeron 522.9 mm y 516 mm se recogieron en ese episodio y otros observatorios cercanos, donde prácticamente el 98% de la precipitación de ese octubre del 2000 se recogió también en ese episodio, podemos llegar a la conclusión que prácticamente, si no todos, esos 895 mm se pudieron recoger en ese episodio este registro hace de esta zona, posiblemente, la zona de Catalunya que en un mes haya acumulado más agua y, por lo tanto, récord de precipitación en un mes.

Para acabar, otro mapa de situación. En círculo amarillo la cima del Montcaro y en círculo rojo, la zona de Pous de Neu, donde como hemos explicado existen dos restaurantes, un refugio y una pequeña urbanización y, lo que es más importante para el caso que nos ocupa, pluviómetro y dos observadores.

Pous de la neu.jpg

Agradecer a Joan Arús el aporte de algunos mapas que salen aquí.

Permalink

Comments are closed.